8M: Día Internacional de la Mujer

ALUMNOS DE CIENCIAS de 1.º de Bachillerato

Hace pocos días leí un artículo de Ignacio Zafra en el diario EL PAÍS, en el que se afirmaba que actualmente la brecha de género en la elección de estudios refleja que, lejos de cerrarse, hay una tendencia creciente durante las últimas décadas y que sigue en ascenso en carreras como Matemáticas, Informática y la mayoría de las ingenierías. Habla de que en una carrera como Ingeniería Informática en 20 años el alumnado femenino ha disminuido hasta el 20% y en la carrera de Matemáticas esta disminución es de un 15%, en carreras como Física las alumnas representan el 10%. El artículo completo puede leerse desde este enlace.

Este artículo me hizo reflexionar sobre varios aspectos, el principal fue ¿por qué a las féminas de las nuevas generaciones les llama menos la atención carreras como Matemáticas o cualquier ingeniería relacionada con la tecnología? ¿Tendrá algo que ver la manera de educar? ¿Será que realmente a las mujeres nos gustan menos las carreras tecnológicas? Y el otro aspecto que me fue imposible no percibir fue que, efectivamente, en nuestro centro la elección de materias más relacionadas con estas carreras es más propia de chicos que de chicas; por tanto, buscando una explicación en las personas más involucradas decidí realizar una pequeña encuesta a los alumnos de 1.º de Bachillerato de Ciencias.

Primero estos alumnos debían leer el mencionado artículo y luego debían contestar a tres preguntas. En este pequeño artículo aparece la mayoría de las respuestas proporcionadas por los alumnos.

ROCÍO RODRÍGUEZ HERNÁNDEZ, profesora de Matemáticas

¿Por qué crees que se produce esta brecha?

“Puede ser porque en su enseñanza secundaria hayan tenido a profesores que les han cambiado la forma de ver esas asignaturas.”

“En mi caso se cumple este problema, antes me llamaban algo las matemáticas, pero desde primaria, como dice el artículo, me dejaron de llamar la atención y las empecé a coger manía. Nunca entendí ni supe el porqué, pero según mi experiencia personal se cumple lo que el artículo nos cuenta.”

“Porque a las mujeres a lo mejor no les interesa tanto el ámbito tecnológico o el matemático.”

“Porque las opiniones o los gustos de las personas van cambiando.”

“Creo que esta brecha se produce porque las alumnas tienen una visión sobre unos estudios que proporcionan posibilidades de empleo y salariales por encima de la media.”

“Porque generalmente a las mujeres las ciencias tecnológicas no les llama la atención.”

¿Cuáles, según tu opinión, pueden ser los motivos?

“Puede haber diversos motivos, pero uno de ellos en los que se ve claramente este problema son los estereotipos que se han ido construyendo a partir de las producciones sociales: películas de cine, programas de televisión, anuncios publicitarios y sobre todo cuentos y relatos tradicionales, que presentan un ‘reparto de papeles’ impropio de una sociedad igualitaria: mujeres princesas, pasivas, con papeles secundarios, que esperan a ser rescatadas, enamoradas, etc. Siempre mediadoras, dulces, a veces tristes, poco combativas, sumisas, serviles, etc. Y en el lado femenino opuesto, brujas o mujeres malvadas con sentimientos dañinos o malignos. Por el contrario, los hombres aparecen como seres seguros, creativos, combativos, fuertes y vencedores.”

“Yo creo que esto es producido por los gustos de cada persona, en estas décadas hay más hombres que mujeres en la rama tecnológica, porque quizás les atrae más y a lo mejor dentro de 20 años son las mujeres las que más presencia tienen.”

“Una serie de instintos humanos en la mujer para estudiar medicina o educación, en vez de ingenierías o informática.”

“Puede que a la gran mayoría de ellas no les gusten las matemáticas o la tecnología, es por eso por lo que se dirigen a una rama la cual estudian porque les gusta y esté relacionado con lo que quieren ser de mayor. Pero desde que somos niños/as de primaria, nuestros sueños del oficio para cuando fuésemos mayores suelen cambiar con el tiempo.”

“Que les gusta más lo relacionado con la salud o la biología o porque las matemáticas son más difíciles o menos interesantes y las tecnologías nos suelen gustar más a los chicos.”

“Creo que cada año menos chicas van a carreras tecnológicas, porque puede que quieran ir con sus amigas y sus amigas van a sanidad o algo así. También como cada año van menos mujeres, eso se habla entre las alumnas y quizás no quieren estar ellas solas solo con hombres.”

“El problema es que se han asignado ciertos valores relacionados con el género a las cosas, como que el color rosa es para niñas o que el azul es para niños. Creo que también se producen muchas discriminaciones y esto hace que los alumnos y las alumnas tengan miedo a optar ciertas materias.”

“Creo que los gustos que suelen imponerles a los niños desde pequeños en casa, con el tipo de juguetes que juegan, por ejemplo, los niños con coches y las niñas a las muñecas o a ser mamás, y que se suele criticar a los niños que no siguen esa norma.”

“Porque desde pequeños nos enseñan ciertos estándares que tenemos que seguir, por ejemplo, ‘los coches son de niños y las muñecas de niñas’.”

“La no aceptación o prejuicios de una propia persona.”

“Simplemente creo que los estudios que elija cada persona no tienen por qué verse relacionados con el género, es lo que cada persona elije, aunque sí es verdad que a los hombres no les llaman las ciencias de la biología y viceversa, yo creo que eso es por la forma de pensar de los hombres respecto a las mujeres o de las mujeres respecto a los hombres.”

¿Cuáles son las posibles soluciones?

“Yo creo que se podrían dar charlas u orientaciones durante la ESO para que vean todas las ventajas y cosas buenas que tienen esas carreras.”

“La solución es empezar a concienciar y empezar a cambiar cosas, empezando por cambiar los estereotipos que se construyen en las producciones sociales. Pero, sobre todo, los hombres deben poner de su parte para eliminar privilegios y ayudar a cerrar una brecha que sigue marcando a las mujeres en la ciencia.”

“Dejar las cosas tal y como están, todo cambia, nada es fijo, y estoy seguro de que en un futuro será al revés.”

“Lo importante de esto no es romper el ‘techo de cristal’ de estos oficios para las mujeres; si a una chica de secundaria no le gusta la medicina por ‘X ‘razones o no le gusta la literatura e historia por ‘Y’ razones, lo mejor es dejar que ellas decidan qué quieren estudiar. Ya serán ellas las que decidirán si quieren cambiar esos datos o no.”

“Yo creo que cada persona debe elegir qué estudiar según sus gustos, no por imposición. Habrá chicas a que les guste la medicina y también habrá chicas a las que les guste una ingeniería.”

“En mi opinión, desde que somos pequeños tendríamos que realizar actividades relacionadas con todas las ciencias y no tendríamos que centrarnos en unas más que en otras, y una vez que ya se hayan trabajado todas, serían elecciones basadas únicamente en gustos y preferencias.”

“No hay solución, porque no hay ningún problema.”

“Cambiar un poco la forma de criar a los niños y así tal vez las niñas se interesarían más por carreras de investigación y tecnología, si se les enseña que también puede ser algo entretenido o interesante.”

“Una solución puede ser que hay que hacer sentirse seguras a las niñas ante las matemáticas, pero hay que empezar en la educación primaria, porque ahí es cuando empiezan a alejarse de estas disciplinas.”

“Yo creo que no hay soluciones forzadas, ya que nuestros estudios dependen de nuestros gustos y de la elección que hagamos.”

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *